Beltane

Belenus

La festividad del Dios Belenus es la festividad del nacimiento. También es conocido como Bel, Beli, Belinus, Belenos o Belanus. Es un dios de la Luz, el Sol y el Fuego, energías que impulsan la renovación y el crecimiento.
La Naturaleza está en plena actividad, los árboles se han cubierto de hojas y las primeras flores casi son un recuerdo y comienzan a gestar los primeros frutos. Almendros, manzanos, cerezos, abedules entre otros hacen una arriesgada apuesta por ser los primeros y antes incluso de lucir sus verdes galas nos obsequian con sus delicadas flores. Otros, los más tardíos, comienzan a abrir sus primeras flores. Los primeros polluelos rompiendo con esfuerzo los cascarones que les aprisionan, y que hasta ahora han sido su protección, comienzan a aparecer en los nidos, las abejas y otros insectos comienzan a dejarse ver entre las flores de los prados.

El amor está en el aire, o mejor dicho las feromonas y el polen. Todo en este momento es una competición, una competición por lucir las mejores galas, ser lo más atractivo al otro, aquel que nos va a permitir logar el objetivo, aquel que nos va a proporcionar el complemento necesario para reproducirnos.

En Beltane celebramos la vida que una vez más despierta y muestra su lujurioso esplendor. Celebramos el retorno del Señor de la Vida y la vitalidad, la fuerza, la alegría y el gozo. Los velos una vez más, se hacen sutiles y los dos mundos se encuentran. En este caso no es para despedir al Dios y darle paso al Reino de Muerte como sucede en Samhain, sino para darle la bienvenida al mundo de los vivos y entronizarle en los bosques. El equilibro de Ostara se ha decantado en su camino hacia el lado luminoso de la Rueda del Año, y el Brillante, el Resplandeciente, esto es lo que significa Belenus, comienza su reinado.

Él es el Hombre Verde, el protector del bosque y la vida salvaje, pero también es el Cazador. Y en el furor de la Caza, en lo profundo del bosque, se encuentra con la Cierva Blanca. La acecha, apunta su dorada flecha y está presto a disparar cuando ella se aleja esquiva. Él sigue su rastro, la persigue, pero ella solo se deja ver unos instantes, lo suficiente para mantener su atención y luego se aleja. Cuando por fin agotado el Cazador renuncia a la caza Ella se muestra ante Él con todo su esplendor y se le entrega. En otras versiones el Cazador lanza su flecha dorada y hiere a la Cierva que huye, Él sigue Su rastro. Mientras la Cierva se adentra en lo más profundo del bosque obligando al Cazador, que sigue a su presa herida, a traspasar límites y a adentrarse en lugares prohibidos. Sigue su persecución hasta el mismo corazón del bosque donde la encuentra moribunda y cuando pone su mano sobre su cuerpo tibio y exánime dispuesto a cobrarse la vida de su esquiva presa sus miradas se cruzan y Él ve quién es Ella realmente y se enamora perdidamente. Es entonces cuando quiere remediar su locura y trata por todos los medios revivir a la criatura, pero Ella exhausta por la carrera y las heridas exhala su último aliento. Él llora arrepentido y desolado la muerte de la Cierva y cuando sus lágrimas tocan el cuerpo del animal se transforma en la Doncella.

En cualquiera de los casos es la Diosa, la Doncella, la que se muestra ante el Cazador cuando éste, dejando la persecución, se rinde ante Ella y le entrega Su amor. Ambos se unen en el placer y el éxtasis sexual. Y su unión trae la fertilidad a la tierra que dará sus frutos una vez más.

Una de las costumbres más llamativas, y que ha pervivido, es la de los fuegos de Beltane. En la noche la víspera de Beltane, en lo alto de las colinas se encendían grandes hogueras. Estos fuegos que están destinados a la purificación y renovación y al renacimiento, recuerdan que el Sol, el Dios, está tomando fuerza y comienza a calentar los días que se van alargando.

El ganado era pasado entre dos hogueras para purificarlo y bendecirlo, de esta forma se aseguraba su salud y fertilidad, pues Beleno es un Dios de la sanción y la protección. Se arrojaba lo viejo al fuego renovador y la gente saltaba sobre las hogueras con el mismo fin.

La música, los cantos y las danzas entorno a las hogueras se prolongaban a lo largo de la noche hasta que poco a poco aquellos que encontraban una pareja adecuada, que no tenía porqué ser la habitual, comenzaban a perderse en el bosque o los campos para celebrar la unión de los Dioses y atraer la fertilidad, una abundante cosecha y caza.

Durante el día se paseaba a la Doncella por los campos, normalmente era elegida una joven que estuviese menstruando, para que con su sangre bendijera y asegurara abundante grano. Mientras las demás mujeres la acompañaban con muñecas hechas de paja y granos que sacudían mientras bailaban para que los granos cayeran a la tierra fertilizada por la sangre.
Esta festividad es un momento propicio para establecer nuevos vínculos, y por lo general, las parejas elegían estos días para celebrar su unión de manos. Los niños concebidos durante la festividad Beltane eran considerados bendecidos por los Dioses.

Otra de las reminiscencias de estas tradiciones es el Palo de Mayo, o las Mayas. El palo, representa el falo del Dios, que es introducido en la tierra, donde deja Su simiente, fertilizándola. Las parejas y/o solo las mujeres jóvenes danzan en torno a este palo, adornado de tantas cintas como danzantes, sujetando una de las cintas y tejiendo en su baile una red a modo de funda, símbolo de la fertilidad de las parejas o de las jóvenes que danzaban.
Esta festividad está marcada por la sexualidad, que es la puerta a este mundo y la fertilidad, que es la que mantiene la vida y sus ciclos.

En Beltane, al igual que en Samhain, también se descorren los velos y el contacto con el mundo espiritual es más fluido. Por eso en esta época tampoco nos debemos olvidar de dejar ofendas a las hadas, elfos y duendes. Estos guardianes de la Naturaleza, que en este momento harán florecer y crecer las plantas, se dejarán ver por aquellos que sean afines a su naturaleza.

Belisama

En muchas leyendas, aquellos que durante Samhain se adentraron en los círculos de las hadas, desapareciendo del mundo de los vivos, reaparecen en Beltane, después de haber estado el mundo de los Sidhes. Y aunque han trascurridos muchos años y pocos son los ancianos que aun le recuerdan, el viajero solo ha estado una agradable noche, o unos días, en Tir na nÓg celebrando con las hadas y por él no ha trascurrido el tiempo, sigue tan joven como cuando se adentró en el país de las hadas.

No podemos olvidar en esta festividad a BELISAMA, que quizás sea el origen de Belenos. Belisana/Belisama, cuyo nombre significa verano brillante, es una Diosa solar. Aunque no disponemos de mucha información sobre Ella y a nuestros días solo ha llegado algo más de información de su parte masculinizada, Belenus, o tal vez su consorte. Aunque algunos autores la consideran compañera de otro Dios solar, Lugh. Era reverenciada como la llama o el fuego, la fertilidad, y la verdadera encarnación del inicio del buen tiempo. También se la relaciona con Brigantia.

Hasta este momento hemos estado hablando de la festividad celta de Beltane. Pero en esta fecha del 30 abril al 1 de mayo hay otras festividades destacables como puede ser Walpurgis. Es el equivalente germánico de Beltanie. Esta fecha señalada ha sido y es festejada en toda Europa, aunque con diversos nombres dependiendo de las zonas. Los ritos y las celebraciones de estas no difieren mucho de lo descrito anteriormente.

El beleño es una planta que toma nombre del Dios Belenos. Esta planta es muy toxica, aunque tiene propiedades terapéuticas. Se ha utilizado como anestésico, analgésico, para regular el ritmo cardiaco (ya que acelera éste), contra las convulsiones y los espasmos. También se usa en procesos asmáticos. De esta planta hay dos variedades el beleño negro y el blanco, y aunque muy similares cada una tiene sus propias funciones. Por sus propiedades alucinógenas y enteógenas, es una de las principales plantas mágicas junto a la belladona, el estramonio y la mandrágora.

Los simbolismos de Beltane, además de los ya enumerados, son:

  • La Reina de Mayo coronada con flores de espino blanco sentada sobre un toro. Astrológicamente hablando es el momento en que Venus se encuentra en la constelación de Tauro.
  • El Ciervo de siete puntas. Los animales astados son símbolos ancestrales de la virilidad, la potencia sexual y la fertilidad y asociados con la protección. Como representación del Dios son los protectores del bosque y de la vida salvaje.
  • La Reina de Mayo como la Doncella, la Virgen, (en representación a la constelación de Virgo).

Durante la festividad de Beltane, sal al bosque y siente la naturaleza. Observa como la vida se renueva y prepárate para renovarte con ella.

Algunas ideas para esta celebración:

Puedes hacer incienso para tu celebración de Beltane con:

  • 4 partes de resina de sándalo.
  • 3 partes de madera de espino blanco.
  • 1 parte de pétalos de flores de espino blanco (o de rosas silvestres o manzano).
  • 10 gotas de aceite esencial de rosa o jazmín.

Si te gusta la cocina puedes preparar alguna comida sugerente, bien para ti o bien para compartir. Piensa que esta celebración siempre será mucho más atractiva si lo realizas en pareja.
Una ensalada de brotes tiernos, una crema de guisantes tiernos, un hojaldre de fresas, o una crema de frutos del bosque. Deja volar tu imaginación con las primeras plantas que te ofrece la Naturaleza o aprovecha aquellas conservas que has elaborado en otoño para dar salida a lo antiguo y dejar espacio a lo nuevo. Una de las mejores cosas que puedes hacer en la cocina en esta fecha es dar rienda suelta a tu creatividad. Los lácteos y la miel son otros productos que se nos ofrecen en abundancia en estas fechas.

Una entretenida actividad previa es hacer muñecas de paja, no olvides que estas han de tener aún sus espigas con el grano para que puedan ser sembradas.

Tejer o trenzar, como se hace con las cintas de los palos de mayo, que simbolizan la unión de los opuestos.

También puedes crear tus coronas de flores de espino blanco, rosas silvestres u otras flores de la temporada para lucir durante las danzas entorno al fuego de Beltane.

Y por supuesto no olvides bailar junto a una hoguera, saltar el fuego y perderte por el bosque junto a quien te agrade esa noche.

Artículo escrito por Gaia Demeter, 2018.

2 Comments on “Beltane

  1. Muy interesante e ilustrativo, como sólo tu sabes hacer.
    I a invitación and participar, una tentación que no sé puede dejar pasar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *